9 sept. 2013

Charlie's Angels (PS2/GameCube, 2003)

El juego que quería analizar en un principio me ha dado varios problemas, así que me he visto obligado a alterar mis viles planes. ¡Pero no pasa nada! Porque su sustituto nada le tiene que envidiar. Os presento... a Los Ángeles de Charlie. 

Buenos días, ángeles.
Charlie's Angels es, como os podreis imaginar, un videojuego basado en dos películas que a su vez se basan en una exitosa serie de televisión de los 70 sobre tres señoritas de buen ver que trabajan como detectives a las órdenes de un tal Charlie. Algunos estaréis pensando: "Guifo, eres un mierdas. Analizar juegos basados en películas es el recurso fácil. ¿Cómo has podido caer tan bajo?". Pues tengo dos respuestas para vosotros, mis queridos pero maleducados Ascomaníacos. La primera es "Hueles a caca". Lo sé, lo sé; eso no soluciona vuestras dudas sobre mi integridad periodística, pero dejadme matizar con la segunda respuesta. "Dejando aparte tus cuestionables hábitos de higiene, Charlie's Angels está considerado universalmente como uno de los peores juegos jamás hechos." Aclarado éste punto, veamos a qué nos enfrentamos hoy.

      Antes de pasar a hablar del juego en sí, quiero tomarme un rato para leer la descripción del reverso de la caja, porque es oro puro. Cito:
"¡Prepárate para atacar sin previo aviso! (1) Únete a Natalie, Sylan (2), Alex y Bosley en la última (3) aventura de Los Ángeles de Charlie. Encarna a éstas tres carismáticas (4) chicas e intercámbialas (5) para luchar contra más de 30 enemigos (6) y garantizar así el éxito de la misión."

(1) Esa frase ni siquiera tiene sentido.
(2) Sí, se han equivocado al escribir el nombre, es Dylan.
(3) Menos mal.
(5) Eso suena muy estúpido. Parecen cromos. O Pokémons. Ojalá fueran Pokémons.
(6) Altamente discutible. Luego hablaremos de ello.

      Como habréis imaginado, en Charlie's Angels tomamos el papel de uno de los tres Ángeles: Natalie (Cameron Diaz), Dylan (Drew Barrymore) y Alex (Lucy Liu). Éstas tres damiselas se enfrentan a un caso sin precedentes: ¡algún desalmado malhechor ha estado robando monumentos por todo el mundo! La Estatua de la Libertad, el Arco del Triunfo, Stonehenge... Todos ellos desaparecidos misteriosamente y sin dejar rastro. ¿Quién ha podido hacer tal cosa? ¿David Copperfield? ¿GOB Bluth? Lo dudo. De los Ángeles de Charlie depende descubrirlo.
Vale, admito que Cameron Diaz da un poco de miedo. Pero tienen un aire.
      Lo sé, es algo ridículo, pero tampoco esperaba demasiado del argumento de un juego basado en Los Ángeles de Charlie. No he visto las películas, pero tengo la sensación de que sus tramas tiran más a Totally Spies! que a El Caso Bourne, perdonadme si me equivoco. Pero puedes tener una trama algo tonta y saber llevarla con una cierta gracia; aquí no es el caso. El argumento se cuenta a través de unas secuencias de vídeo que aunque gráficamente podrían ser peores (no mucho, lo admito, pero hablo en estándares de AdJ), tienden a ser tirando a aburridas: las interpretaciones son de lo más soso que he escuchado en doblajes yanquis, las sincronización labial es espantosa, y los diálogos... Por la santísima Riho Futaba, esos diálogos. "Those hitmen won't even know what HIT them". Insertar risas enlatadas. Dado el escaso entusiasmo de la actriz creo que incluso ella misma sabía que un día alguien le echaría esa frase en cara. 
      ¿Y sabéis qué es lo peor de todo? Que esa es la parte buena del juego. Veamos el resto.

Lucy Liu dándolo todo en la versión de N64.
Ah no, que es de PS2. Perdón.
      En una saga cinematográfica conocida por su respetuoso y complejo retrato de la mujer, el videojuego Charlie's Angels no se aleja de esa tónica y situa el primer nivel en un concurso de bikinis. Allí, y sin motivo aparente ni previo aviso (ver descripción de la caja) todas las modelos atacan a nuestras protagonistas, dando así comienzo el juego. Y qué comienzo. La impresión inicial no puede ser más desastrosa, con unos gráficos atroces. Si juegas a, por ejemplo, Dead Or Alive Xtreme Beach Volleyball sabes que por lo menos habrá un sector del público más calenturiento que quedará contento. No puedo decir lo mismo aquí, con unos modelos de personajes auténticamente atroces y de texturas pobrísimas que, encima, cuentan con algunas de las animaciones más nefastas que he visto jamás. Los ataques de los ángeles parecen más producto de una enfermedad mental o una borrachera que de un artista marcial. En serio, buscad cualquier video en Youtube y presenciaréis los andares y saltos más estúpidos que han infectado nunca un televisor. Lo mejor es que, si encima dejas a tu "ángel" quieto unos segundos, realizará lo que los animadores entienden como un "baile sexy". Hay tres diferentes, coleccionalos. Tres cuartos de los mismo con los escenarios, que son sosos y genéricos, aunque por lo menos no se mueven, pero están llenos de paredes invisibles que restringen enormemente la poca exploración que podría haber. Supongo que sobra decir que en más de una ocasión tuve que volver a empezar un nivel porque mi personaje se había quedado atascado en una esquina...
Me intriga ese humo verde que aparece con cada ataque.
Me evitaré el chiste fácil
       El juego viene a ser un beat'em-up callejero en 3D, con unos controles bastante simples: patada, puñetazo, salto y bloqueo. Pero tu personaje se mueve a base de espasmos, y a veces cuesta acertar al enemigo aun teniendo activada la función de fijar el objetivo, que por suerte tampoco tiende a moverse mucho. El juego alenta los combos con un sistema de puntuaciones que premia los más largos, aunque las dos o tres combinaciones posibles hacen que eso dependa más de lo quietos que se queden tus enemigos que de tus habilidades, aún con el tiempo bala de poca utilidad que puedes activar de vez en cuando. Por cierto, hablando de los enemigos: la caja aseguraba que había 30. No lo descarto, aunque no creo que el chico con bañador rojo del primer nivel sea muy distinto del chico del bañador azul. O que el obrero de mono naranja suponga un cambio respecto al del mono verde. Sobretodo cuando tanto los obreros como los chicos y chicas en bañador se mueven de la misma forma que los militares del nivel siguiente. En definitiva, que sí, tal vez haya más de 30. Pero en el fondo no hay más que uno. Eso sí, los ángeles, como no podía ser de otra forma, van cambiando de modelito en cada nivel, a cada cuál más cuco.
      
Tres curiosidades
La primera no es necesariamente un fallo, pero es un poco idiota de todas formas. Los ítems de salud son cuanto menos... curiosos. El de Lucy Liu es un muffin. Ya sabéis, esas madalenas que se ponen cosas encima y por ello se creen mejor que las demás madalenas. Vale, eso lo entiendo, es comida, nutre. De toda la vida en los videojuegos uno destruye un barril, de él sale un pollo, te lo comes y te curas. Sin objeciones. Lo raro viene cuando los demás personajes tienen... un CD y un mechero. Me gustaría conocer el razonamiento lógico tras esas decisiones. EDITO: Me dicen que no es un muffin, que eso que digo es un cupcake; que un muffin es como una madalena pero más densa. Joder qué lío. 
      La segunda es que en el primer nivel hay una escalera que lleva aproximadamente unos 30 segundos subirla. En plan Snake Eater, pero sin ser épico ni nada, porque eres la prima borracha y mal hecha de Lucy Liu en bikini.
       Y la tercera es mi favorita. Antes he comentado que la trama parece sacada de Totally Spies!. Pues bien, así es. Un capítulo de 2001 (es decir, dos años anterior al juego) nos presenta a un villano que se está apoderando de monumentos del mundo. Alucinante. Vedlo vosotros mismos. No preguntéis cómo ha llegado a mí esa información. Sólo diré que muchos bothans han muerto para traerla.

¿¡QUIÉN HA SIDO?!
Los encargados de distribuir éste engendro del averno con licencia cinematográfico son nuestros simpáticos amigos de Ubisoft. Pero los desarrolladores, los VERDADEROS responsables son los desconocidos Neko Entertainment. Y son desconocidos con razón, porque la mayoría de sus juegos son productos basados en otras licencias y de calidad bastante cuestionable. Nacieron en 1999, siendo Charlie's Angels su primer juego, y siguieron haciendo honor a ese legado con productos como Crazy Frog Racing o Tektonik World Tour. Por cierto, pese a lo que pueda indicar su nombre, son franceses.


      En fin, hasta aquí Charlie's Angels. Tal vez no es una pieza histórica de tanto valor como lo puede ser Takeshi no Chousenjou, pero no por ello es menos merecedor de un lugar en el averno de los videojuegos. Nos vemos en el próximo artículo, que no creo que tarde porque ya lo tengo a medio hacer. Oh, y recordad que para estar a la última de lo que se cuece por aquí (ya que no tengo un ritmo de actualización especialmente marcado) os podéis apuntar a la página de Facebook o seguir la recién abierta cuenta de Twitter, ésta vez desvinculada de mi cuenta personal. ¡Hasta pronto, mis queridos Ascomaníacos!

7 comentarios:

  1. Bueno, como tú mismo has dicho, recurrir a juegos de películas es un recurso fácil, pero incluso entre los juegos de películas siempre tiene que haber un peor. Cuál es peor? Éste o el Superman 64?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hmmm... Buena pregunta. Los controles de Superman 64 son si cabe peores, pero en cierto modo lo compensa ofreciendo un poco más de variedad (sólo un poco) al ofrecer dos tipos de juego, por terribles que sean. Creo que Charlie's Angels es más aburrido... Pero que Superman 64 es, en general, peor juego. Aunque no por mucho. No se si esa respuesta tiene algun sentido XD
      Cabe decir que, mientras que en realidad nadie esperaba una mierda de un juego de Los Ángeles de Charlie, las expectativas con Superman 64 eran relativamente altas, así que es normal que, pese a no ser el uno mucho peor que el otro, Superman 64 haya obtenido una fama muchísimo mayor.

      Eliminar
  2. Pero...pero...pero quién estaba robando los monumentos?!?! Quién?!?!
    A todo esto, buena entrada Guifo xD

    ResponderEliminar
  3. ¡Oh, Dios mío! Ya te echaba de menos... ¡me ha encantado el artículo! Voy a pensarme el probar este título, aunque antes iría a asegurar a mi pobre PS2 xDDDDD ¿Qué demonios? Ascomaníacos al poder, algún día lo probaré XDDDDDDDDD

    Muy bueno, me he reído mucho, como siempre ;) Mi parte favorita ha sido el pie de foto de la versión de N64, lo que me he podido reír XDDDDD Mucho ánimo y sigue así ^^ Estaré esperando tu próximo análisis ^^

    ResponderEliminar
  4. jajajaja que juego mas malo. Me gusta bastante el estilo del blog. Estoy esperando la nueva entrada. Ya te has tardado ¿no crees?

    ResponderEliminar
  5. Hola amigo que alegria que hayas vuelto soy lector de vieja guardia de cuando inicio la pagina como me mate de risa con reviews tuyos y me alegra que estes de nuevo por el mundillo de los juegos que bastante tela tiene para cortar, espero el proximo review con ganas y con laptop nueva para probar estas joyas negras electronicas!!!

    haaa por sierto... porque tanto tiempo sin regresar? WHYYYYYY!!!! XD

    ResponderEliminar
  6. ajajajaja que gracioso el baile erotico de lucy liu xD me cague de la risa y que juego mas pendejo, deberias poner mas cosas de juegos de ps3 men

    ResponderEliminar